Biography

Author Picture

Federico de Haro de la Cruz

FHC nació en Madrid en 1953, pero no se siente madrileño. El prematuro fallecimiento de sus padres provocó un temprano y forzoso exilio a la ciudad castellana de Segovia, pero no se siente segoviano. Lo de ciudadano del mundo tampoco va con él, porque el mundo no es para él una ciudad.
A su regreso, en los estertores parkinsonianos de la dictadura y durante el profundo desencanto de la Santa Transición, vivió para la pedagogía social, a la que se entregó como maestro y educador.
Su segundo exilio (casi con cincuenta años, pero todavía joven) lo llevó a fijar su residencia en un pueblecito del Guadarrama. Antes de convertirse en el jubilado jubiloso que es hoy, pasó sus últimos años laborales consagrados a la educación en un instituto de la capital.
Siempre ha escrito, pero nunca ha publicado, y quizá por eso no le han dado todavía ni el Nobel ni el Cervantes. Como tiene más paciencia que talento y más empeño que paciencia, no pierde la esperanza de que algún día se haga justicia.